Consejos para mantenerte hidratado antes, durante y después de correr

Si eres de las personas se planteó como propósito de año nuevo activar el cuerpo para comenzar a correr maratones durante este 2023, te compartimos algunas recomendaciones para que te mantengas correctamente hidratado antes, durante y después de correr. Además, conoce una ruta para corredores en la ciudad de México que implementó un programa de baños húmedos que funcionan con agua de lluvia.

Correr es una de las actividades físicas que trae consigo más beneficios para el cuerpo; por ejemplo, previene el deterioro cognitivo, ayuda a tener un estado mental más equilibrado y a disminuir el insomnio, aumenta la creatividad, fortalece el sistema inmune, etcétera. Sin embargo, para que tu rendimiento físico no se vea limitado ni pongas en riesgo tu salud, incluir el agua en tu rutina será un elemento clave.

No hay una cantidad de agua que se ajuste a todo el mundo, ya que esto depende de factores como la composición corporal, el género, la edad, la condición física y el clima, pero hay pautas generales que se pueden seguir para alcanzar un rendimiento óptimo durante la actividad deportiva.

Antes de correr es importante limitar el consumo de cafeína y otros diuréticos como tés y bebidas estimulantes, ya que aumentan la cantidad de agua que se pierde del cuerpo.

No hay un consumo mínimo de agua, lo importante es que no comiences la carrera con el estómago hinchado y que lo último que bebas sea 15 minutos antes de iniciar la actividad deportiva.

Durante la carrera es recomendable consumir de 150 a 250 ml cada 15 o 20 minutos, alternando la ingesta de agua con bebidas isotónicas, ya que durante la actividad física se pierden otras sales minerales como el sodio, el potasio y el magnesio.

Para preparar una bebida isotónica casera, es suficiente con diluir el jugo de dos limones o naranjas en 1 L de agua, a esta mezcla debe agregarse una cucharadita de sal marina yodada y una cucharadita de bicarbonato de sodio, y listo.

Si eres de las personas a las que les cae mal ingerir líquidos durante el ejercicio, trata de beber pequeños sorbos de agua con más frecuencia. Recuerda que ante la sudoración, corres el riesgo de deshidratarte.

Una vez finalizado el entrenamiento se aconseja medir tu peso, si perdiste medio kilogramo entonces será necesario beber medio litro de agua. La ingesta durante la primera hora después de realizar la actividad física es fundamental para que el cuerpo se recupere; sin embargo, es necesario mantearse hidratado durante todo el día para reponerse de las pérdidas por sudoración y orina.

Cuando tengas oportunidad, realiza tus entrenamientos en la Ruta Fluye, una vía de más 60 km que inicia en los límites de la alcaldía Tlalpan, al sur de la cuidad de México,  y concluye en la localidad de Fierro del Toro en el Estado de Morelos, la cual es compartida por ciclistas y corredores.

En esta ruta, Grupo Rotoplas implementó un programa de baños húmedos y sistemas de captación pluvial, de modo que a lo largo de la vía podrás tener acceso a ocho estaciones de servicio que cuentan con un WC que funciona con agua de lluvia.

¡Con esta ruta ya no tienes excusas para no cumplir tus propósitos de Año Nuevo!

Buscamos inspirarte a vivir con bienestar y calidad de vida a través de contenidos útiles.

bienestaraldia

Buscamos inspirarte a vivir con bienestar y calidad de vida a través de contenidos útiles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *